9 de diciembre de 2011

TEMA CENTRAL


Primera encuesta de intención de voto – 2011
Charles Becerra gana preferencia electoral para alcalde
 
Quillacolleños buscan un alcalde honesto, responsable y amplio
Los electores de Quillacollo están molestos por los candidatos que no cumplen sus promesas, actos de corrupción y cerradas, por lo que votarán por un candidato que deje de lado estas características.

Después de varios alcaldes que “entraron y salieron” en un abrir y cerrar de ojos, la población parece buscar candidatos con valores como la honestidad y la transparencia, antes incluso, de su capacidad de diálogo y su fortaleza para hacer cumplir las ordenanzas municipales.

Esto demuestra, casi en un 30% de los encuentados, que es justamente estos valores lo que ha faltado en otros actores políticos. Los ejemplos del matadero, la terminal, o el trágico derrumbe del colegio “Villa Urkupiña”, siguen en la mente de los votantes, que exigen, en este sentido, honestidad y transparencia para no repetir estos actos.

Los responsables de estos actos todavía no están en su totalidad en la cárcel. La capacidad de ejecutar lo presupuestado y el cumplimiento de las promesas electorales van en segundo y tercer lugar sobre el perfil del alcalde preferido por los quillacolleños.

Estos datos, van en claro sentido por la falta y paralización de las obras en el municipio. Estos datos son mayores en las zonas cercanas a las construcciones afectadas por corrupción. En las zonas centrales, la honestidad y transparencia fue la variable que más se repitió, en comparación con la zona de El Paso, donde se observó división entre los valores (honestidad, transparencia, el cumplimiento de promesas electorales y la ejecución presupuestaria.

 


Intereses mezquinos: la principal causa de la crisis municipal

Los últimos siete años de inestabilidad municipal y los actos de corrupción que salieron a la luz pública, calan hondo en la percepción de la ciudadanía. Más del 43% de la población encuestada en Quillacollo coincide en que, la crisis municipal tiene una causa principal: intereses personales de alcaldes y concejales, que propiciaron por un lado, cambios de alcaldes sin siquiera un año de gestión y por otro, maniobras judiciales, que estancaron la concreción de obras en el municipio.

A ello se suma un 27,39% de la ciudadanía que, señala como causa secundaria de la crisis municipal, la falta de ética de las autoridades municipales. Hecho que se grafica en casos millonarios de corrupción, donde funcionarios municipales de alto rango propiciaron desfalcos, alcaldes, oficiales mayores e incluso supervisores de obra.

Un ejemplo de ello, es la construcción del matadero municipal, con recursos del Programa Bolivia Cambia Evo Cumple y el caso reciente de la ampliación del hospital Benigno Sánchez. En menor porcentaje, con un 13% y 10,60%, la población encuestada atribuye como causa de la crisis municipal: a la intromisión de partidos políticos y autoridades municipales, así como también, a la presión de grupos de poder extra municipal.

En menor medida, un 5,69% de los encuestados ve como causa de la crisis a: la falta de tolerancia democrática, demostrándose que no es la población quien propicia el cambio de autoridades, sino los intereses político - partidarios e incluso la falta de ética de las mismas autoridades.





Rechazo electoral
El candidato más rechazado es Miguel Guzmán
El 44,70% de los entrevistados no votarían por el candidato Miguel Guzmán, en carrera electoral por el MAS en Quillacollo; el 21,7% por el candidato René Fernández por el Movimiento Sin Miedo (MSM) y el 19,3% por el candidato Charles Becerra por la Agrupación Unidad Nueva Esperanza (UNE).

El porcentaje de rechazo es alto, tomando en cuenta que representa al partido oficialista: MAS. Al parecer en Quillacollo, el electorado en la muestra representativa refleja el desencanto por los actos de corrupción en la administración municipal y las maniobras políticas y judiciales para impedir el ejercicio del alcalde electo Héctor Cartagena.

El presidente Evo Morales había manifestado que el próximo alcalde de Quillacollo fuera una persona de su confianza para garantizar su desarrollo. En última instancia, los electores deciden por su representante en el municipio, de manera libre y consciente.



Charles Becerra, saca ventaja sobre perfiles de candidatos
El candidato de la agrupación ciudadana Unidad Nueva Esperanza (UNE), Charles Becerra, aventaja al resto de los candidatos, Miguel Guzmán, del Movimiento al Socialismo y René Fernández, del Movimiento Sin Miedo, en la primera encuesta de intención de voto realizada en Quillacollo.

El 36% de los encuestados en las diferentes zonas donde se llevó a cabo la encuesta, dijo que votaría por el candidato de la Agrupación Ciudadana Unidad Nueva Esperanza. Por otro lado, el 31,1% de los encuestados manifestó su simpatía por el candidato del Movimeinto al Socialismo, Miguel Guzmán, lo que dejó al candidato oficilista en segundo lugar. Al último, con 20,5% de los encuestados a favor, se encuentra el candidato del Movimiento Sin Miedo, que debe trabajar mucho para dejar el fondo.

Estos datos son significativos, en la medida que se diferencia la intención del voto por las partidos o agrupaciones ciudadanas (UNE, MAS y MSM) de los candidatos que presentaron los respectivos grupos políticos.
 

UNE a la cabeza, MAS le sigue cerca y MSM tercero
El candidato Charles Becerra, va a la cabeza de esta primera encuesta de intención de voto, seguida de cerca por el Movimiento al Socialismo y un poco rezagado, el Movimiento Sin Miedo. A diferencia de la percepción de los candidatos (esta percepción es de las agrupaciones políticas), Unidad Nueva Esperanza sube del 36% al 41,1%, lo que muestra que la agrupación ciudadana tiene mayor preferencia que el candidato en sí. El Movimiento al Socialismo, tiene una preferencia partidaria del 31%, al igual que la preferencia del candidato, Miguel Guzmán, que no sube ni baja en cuanto a perfil de candidato y de agrupación política. En tercer lugar, el Movimiento Sin Miedo, en comparación con la preferencia de su candidato, que es del 20,5%, baja en dos puntos, al 18%, en cuanto a preferencia de agrupaciones políticas.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada